Ermita de San Frutos

jueves, octubre 29, 2015



Lo que hoy se conoce como la ermita de San Frutos, son los restos de un antiguo conjunto monástico ubicado en la localidad segoviana de Carrascal del Río en pleno corazón del Parque Natural de las Hoces del Río Duratón, donde se retiraron en el siglo VII el patrón de Segovia San Frutos y sus hermanos mártires Valentín y Engracia. 

Ermita de San Frutos

La iglesia románica fue un priorato fundado en el año 1100. En este lugar se celebra el 25 de octubre la romería de San Frutos, conocido como el "amigo de los pájaros".

De las antiguas construcciones monacales se mantiene en pie y en actividad el templo. El conjunto monacal se sitúa sobre uno de los meandros que forman las hoces del río Duratón. Su ubicación, al borde del acantilado, permite apreciar óptimamente el cañón que forma el río Duratón y el remanso que se crea con el embalse de la cercana presa de Burgomillodo.


Chopos en el Duratón
Chopos siguiendo la hoz del río Duratón


En el recorrido hacia la ermita de San Frutos se encuentra habilitado un mirador sobre el rio Duratón desde el cúal se divisa el embalse de Burgomillodo, que marca uno de los limites del Parque Natural. Desde este lugar el visitante puede apreciar el resultado de la acción erosiva del Rio Duratón durante millones de años, fruto de la cúal se abre ante nuestros ojos un paisaje espectacular en el que el cañon nos ofrece sus vistas mas majestuosas. Desde el se pueden divisar los meandros más pronunciados del río, sobre el que se elevan los impresionantes cortados rocosos que hacen de este paisaje un sitio único.

Destaca la observación de aves, en particular de los buitres leonados, cuyas buitreras se observan en la pared opuesta y las aves a poca distancia del visitante.



Puede que también te interesen

0 comentarios